Saltar al contenido

Remedios caseros para bajar la tensión, tu corazón te lo agradecerá

Remedios caseros para bajar la tensión

Todos nos preguntamos ¿Como bajar la tension rapido?. La presión arterial, la hipertensión o tensión alta es una condición que se produce cuando la fuerza de la sangre es tan fuerte contra las paredes de las arterias que logra desencadenar problemas de salud relacionados con el corazón. Por esa misma razón hoy hablaremos de los remedios caseros para bajar la tensión.

Se conoce que 1 de cada 3 personas adultas sufren de hipertensión y muchos de ellos ni siquiera lo sabe; el hecho de no tratar esta condición es muy peligroso ya que aumenta el riesgo de sufrir un ataque al corazón y un ataque cerebral, mejor conocido como un ACV.

La presión arterial depende directamente de los vasos sanguíneos; por tal razón hay que saber que para que se encuentre normal debe estar entre 120/80. Lo recomendable es acudir a un médico para que este envié el tratamiento adecuado para cada persona y su padecimiento; pero también existen diversos remedios caseros para bajar la tensión.

Comida para bajar la tension

Los remedios para bajar la tensión son

  • Agua de limón: Es bueno ya que la vitamina B que posee ayuda a mantener un corazón sano, para este se necesitan 2 cucharadas de zumo de limón para un vaso de agua hirviendo, beber alrededor de 5 veces al día. Esto es muy efectivo para bajar la tension rapido.
  • Ajo: Es uno de los más comunes porque reduce los niveles de colesterol en el organismo; que es una de las principales causas de sufrir de tensión, para este se aconseja comer 6 dientes de ajo con el estómago vacío.
  • Zumo de remolacha: Tomar un vaso de este preparado baja casi de manera inmediata la presión arterial; gracias a sus niveles de nitrato orgánico, aparte de que relaja y dilata los vasos sanguíneos.
  • Zumo de jengibre y comino: Aquí se debe mezclar una cucharada de comino con miel y zumo de jengibre; consumir esto 2 veces en el día y será de gran ayuda para bajar la tensión.
  • Té verde: Es muy sencillo de preparar; como cualquier otro té y bebes una o las veces que gustes en el día. Ayudará a mantener la presión en los niveles adecuados.
  • Avena: Esta favorece la función cardíaca y por ende ayuda a reducir la tensión; debido a su poder sobre los vasos sanguíneos que es antiinflamatorio. Se puede consumir en licuados, zumos y batidos, así como con las comidas.
  • Batido de apio: El apio es diurético y antiinflamatorio por lo que lo convierte en una excelente alternativa natural para este problema, se preparara en dos tazas de agua mientras hierve y agregarle 4 cucharadas de apio picado.
  • Yoga: Por último, pero no menos importante, practicar yoga, ya que este deporte nos ayuda mucho a mejorar la circulación y a bajar la tensión, recomendamos practicar un buen yoga challenge que te active de la mejor forma.
[ssba-buttons][simple-author-box]